Todo estaba preparado en San Juan de Aznalfarache. Tras un año jubilar lleno de actos y celebraciones conmemorando el 275 aniversario de la Hermandad de San Juan Bautista, el 15 de septiembre de 2018 estaba marcado en rojo para todos los sanjuaneros que, a pesar de los malos augurios meteorológicos, no iban a faltar a la cita con su Hermandad Sacramental.

Con la ilusión que otorga el comienzo de una nueva temporada, la Banda de Las Cigarreras afinaba sus instrumentos en los momentos previos a la hora prevista para la procesión extraordinaria. Fue entonces, cuando una lluvia que se preveía llegaría antes, hizo acto de presencia en la localidad sevillana. 

La eucaristía que se celebraba en el interior del templo concluyó dando paso a un compás de espera en el que la junta de gobierno encabezada por Francisco Ramírez Romero debía tomar una decisión. Tras aguardar poco más de una hora respecto a la hora prevista para la procesión, la Hermandad Sacramental de San Juan Bautista tuvo que tomar la dolorosa decisión de no realizar la procesión extraordinaria. 

Desde la Banda de Las Cigarreras no podemos más que agradecer a esta querida Hermandad y su junta de gobierno la confianza que depositaron en nuestros sones, así como el trato que han tenido con nuestra formación desde el primer momento que contactaron con nosotros hasta esta triste noche de septiembre. Será en otro momento cuando los sones de Las Cigarreras y la majestuosidad de sus titulares crucen de nuevo sus caminos.