Final de oro para una temporada con muchas actuaciones que no ha podido culminar de mejor manera. En Brenes, con la salida extraordinaria por su 75 Aniversario del Señor del Gran Poder y la Virgen de la Amargura.

Ya en la salida se preveía que sería una gran noche. La Marcha Real junto al Cantemos al Amor de los Amores iniciaban el recorrido del paso, con los dos titulares juntos esta vez. Tras ello, Luz de Misericordia de Rafael Vázquez y un plato fuerte, la voz de Guillermo Cano junto a la interpretación de la banda de Lágrimas de Sangre.

Seguía revirando el paso por la Plaza de 1 de Mayo mientras Y fue azotado acompañaba al paso rodeado de una multitud de vecinos de la localidad que no dudaron en ir a disfrutar del día grande de la Hermandad.

Hubo muchos momentos emotivos en la parte del recorrido que teníamos la suerte de acompañar a los titulares. Saludos a distintas corporaciones y, sobre todo, al pasar por la magnífica alfombra de sal en la que se podía leer “Camino, Verdad y Vida”.

Marchas como Amor de Madre, Un Cielo para mi Virgen, La Soledad de San Pablo, Ego Sum, Costalero del Soberano, Sagrado Decreto o Madre de Dios acompañarían al Señor del Gran Poder junto a su Madre celebrando su 75 Aniversario.

Alrededor de las 03:00 AM, María, Reina y Madre sería la encargada de cerrar nuestra participación en un día tan importante para la Hermandad, sucediéndonos la Banda de Cornetas y Tambores Rosario y Victoria.

Un año más, terminan nuestras actuaciones y cabe echar la mirada atrás y ver todo el camino que hemos recorrido desde que la última semana de agosto comenzaran los ensayos de esta temporada. Distinta, puesto que el día del Corpus no fue la última, decimos adiós a mucha parte de nosotros, pero ya esperamos volver en septiembre para, una vez más, seguir construyendo la historia de Las Cigarreras.

Foto: Al compás cofrade